Mascotaclic.com

Mastín Tibetano

El mastín tibetano no es una raza de perro más, sino que es un tipo de perro muy singular y apreciado.

Veamos las características del Mastin Tibetano:

El Mastín Tibetano es una raza de perro de gran tamaño y fuerza y que en sus orígenes era el protector de las aldeas de la cuenca del Tíbet.  Es un perro de gran agilidad para su tamaño, que como puedes ver en las fotos es muy grande.

Pero sobre todo destaca por su gran y largo pelaje.

Una de las características del Mastín Tibetano es que su cuerpo en algo más largo que alto, en ocasiones puede tener más envergadura que una persona. Por norma general la talla en los machos es de 66 cm y en las hembras de 61 cm. Su peso oscila entre los 60 y 70kg.

Tiene una cabeza bastante grande y un cuerpo repleto de pelo grueso (una de las principales características del Mastín Tibetano) que puede tener varios colores:

Negro, Pelirrojo, marrón y dorado.

Es fácil diferenciar un mastín tibetano macho a una hembra, pues el macho suele tener un pelaje mucho más pesado y frondoso, sobre todo por la zona de la nuca y la cabeza. Tiene la cola poblada de pelo y las patas traseras también llenas en la parte superior.

Es una raza que se adapta muy bien al medio en el que vive, ya que en climas fríos tiene una capa de pelo interna muy gruesa que les protege de las bajas temperaturas. En climas calurosos tiene menos densidad de pelo y es más fino, aunque siempre es recto.

Su nariz suele ser grande y ancha, con un hocico también de gran tamaño.


Las orejas son de un tamaño mediano estándar y de forma triangular. Normalmente las lleva caídas menos cuando el mastín tibetano se pone alerta.

En cuanto a su cuerpo es grande y vigoroso, es un perro fuerte que tiene una gran musculatura. El adulto negro y fuego nos recuerda al Rottweiler.

Como puedes ver es un perro precioso muy apreciado en todo el mundo. Si te gustan los perros grandes y tienes suficiente espacio para poder criarlos es una opción genial que te recomiendo.

El cachorro del mastín tibetano crece lentamente y llega a su madurez a los dos años en las hembras y a los 6 años en los machos.

Comportamiento del Mastín Tibetano.

Una de las características del Mastín Tibetano es que es un perro valiente y protector. Dada esta naturaleza protectora y su fuerte temperamento es muy importante darle un ambiente acogedor y socializarlo con otros animales desde pequeño para que no desarrolle problemas de comportamiento.

Es un animal independiente que impone respeto pero es leal a su familia y territorio.

Esta raza puede llegar a ser una buena mascota pero tiene una serie de requisitos.

Al ser un perro protector necesita ser tomado muy en serio por su familia y amigos. Tiene un fuerte temperamento por lo que desde pequeño hay que adiestrarlo para que obedezca.

Durante el día duerme algunas veces porque suele estar más activo por la noche. Es mejor hacerlo dormir dentro de la casa familiar, sobre todo hasta la edad de un año, ya que al estar despierto durante la noche pueden oírle ladrar.

Dado su carácter un poco imprevisible no es muy indicado que conviva con niños pequeños, pero con personas más adultas no tienen ningún problema.

Espero que esta descripción de las características del Mastín Tibetano te hayan sido de utilidad y hagan más clara la noción que tienes sobre esta noble raza.





Deja un Comentario

Tu email no será publicado

Las cookies recogen información web para ofrecerte una mejor experiencia online. En Mis Mascotas utilizamos cookies, si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información en nuestra política de cookies OK Más información