Mascotaclic.com

Dogo Alemán

Clasificación.

  • Clasificación general: Razas de perros gigantes.
  • Clasificación según la AKC: Grupo 3: Perros de trabajo.
  • Clasificación según la FCI: Grupo 2: Perros tipo Pinscher y Schnauzer Molosoides y perros tipo montaña y boyeros suizos > Molosoides.

¿Quién iba a decir que Scooby Doo, el perro más cobarde de la historia, es un Dogo Alemán, conocido por mantener la calma en las situaciones más críticas?.
El Dogo Alemán, llamado Gran Danés en Gran Bretaña y Alano en Italia, es conocido como el Apolo de los perros. Es una raza atlética y fuerte.


Origen.

El Dogo Alemán desciende de una parte de los Alanos, unos perros grandes introducidos en Europa por los alanos, un pueblo iraní expulsado por los hunos que se instaló en nuestro continente. En Alemania, los alanos cruzaron el bullenbeiser, un mastín bastante tosco, con el galgo, lo que pe

rmitió crear el Dogo Alemán.


Historia.

El fuerte y poderoso Dogo Alemán no siempre fue el «gigante amable» que suele representarse y describirse en la actualidad. De hecho, era un luchador y cazador agresivo muy temido debido a su temperamento áspero y a su talante combativo. Afortunadamente, mediante excelentes programas de cría y aficionados dedicados, esta raza se ha transformado a lo largo de los años en un perro de trabajo amistoso y cariñoso, adecuado para familias de todo el mundo.

Podría haber existido un perro semejante al Dogo Alemán hace más de 2.000 años. Se cree que unos perros parecidos a los Dogos Alemanes pertenecieron, a uno de los pueblos de Asia: los asirios. Éstos utilizaban esta antigua raza para la caza de jabalíes y otras piezas de caza mayor. Las expertas habilidades de caza del Dogo Alemán le permitían capturar y matar a estos animales salvajes, que serían utilizados más adelante como alimento por este pueblo asiático.

Aunque el Dogo Alemán fue, criado como perro de caza y de pelea, era principalmente tenido como un objeto de valor excepcional para las clases gobernantes europeas. La raza era apreciada por su espectacular conformación, su fuerza, su valentía y su resistencia. Actualmente, conserva muchas de estas características.

Otras fuentes indican que el Dogo Alemán podría haber derivado de un perro de tipo mastín presente en Inglaterra durante el siglo XVI. Los griegos, los romanos y los persas también tenían ejemplares de estos perros de tipo mastín. El origen del Dogo Alemán no está totalmente claro. No existe una documentación formal que pueda especificar de forma definitiva sus orígenes y su desarrollo.

La influencia alemana.

Seguro que el Dogo Alemán inició su desarrollo y su florecimiento en Alemania. A lo largo de la historia, podemos remontar los orígenes de muchos ejemplares influyentes hasta llegar a animales de origen alemán y, actualmente, muchos pedigrees campeones en todo el mundo siguen siendo de animales criados a partir de líneas alemanas.

La popularidad de la raza aumentó por toda Alemania cuando el príncipe Otto von Bismarck empezó a tener varios de ellos como mascotas. La raza hizo su primera aparición en las exposiciones caninas alemanas en 1863. No fue hasta finales del siglo XIX cuando la raza comenzó a llegar a otros países. Uno de los ejemplares alemanes más famosos de todos los tiempos fue Opal von Harlekin, un Dogo Alemán arlequín criado por Herr Fuchs. Muchos de los Dogos Alemanes exhibidos en la actualidad en este país siguen poseyendo la excelente conformación que tenían sus antepasados hace cientos de años.


El Dogo Alemán en el Reino Unido.

En Inglaterra, el crecimiento en la popularidad de esta raza fue lento al principio, aunque fue cambiando a medida que pasaron los años.
En sus orígenes, el Dogo Alemán era llamado Perro Alemán para Jabalíes, y era considerado como un perro de caza. (No fue hasta 1894 cuando su nombre fue cambiado por el de Dogo Alemán)‏.

La cría de Dogos Alemanes disminuyó considerablemente durante la Primera Guerra Mundial, aunque se re-emprendió poco después, gracias a Mr. J. V. Rank (propietario del criadero Ouborough) y Gordon Stewart (propietario del criadero Send).

La Segunda Guerra Mundial afectó a la cría del Dogo Alemán de forma más severa que la Primera Guerra Mundial. La raza sufrió enormemente y, una vez más, estuvo al borde de la extinción. Mr. J. V. Rank seguía criando, aunque a una escala mucho menor, y nombres como los de Gladys Clayton, Muriel Osborn (propietaria del famoso criadero Blendons) y Miss M. Lomas continuaron haciendo progresar a esta raza.

La década de 1950 fue memorable para los Dogos Alemanes en Gran Bretaña. Ch. Elch Elder of Ouborugh (criado por Mrs. Rank) fue el primer Dogo Alemán en obtener la victoria en la prestigiosa exposición canina de belleza Crufts en 1953.

Actualmente, el Dogo Alemán continúa gozando de buena salud en Gran Bretaña. La devoción por la raza es fuerte y muchos criaderos se han hecho célebres apostando por esta raza.


Características del Dogo alemán.

  • Altura a la cruz: 80 cm mínimo en los machos y 72 cm mínimo en las hembras.
  • Peso: de 60 a 80 kg aproximadamente.
  • Capa: leonada, atigrada, azul, negro o arlequín.
  • Promedio de vida: once años.
  • Carácter: tranquilo, majestuoso y muy apegado a sus dueños.
  • Relación con los niños: muy buena.
  • Relación con otros perros: buena.
  • Aptitudes: excelente guardián.
  • Necesidades del espacio: necesita un jardín.
  • Alimentación del Dogo Alemán: de 900 a 1100 g. diarios de alimento completo seco adaptado a las razas gigantes.
  • Arreglo: nulo.
  • Coste mantenimiento: elevado.

¿Es el Dogo Alemán un perro adecuado?

Deben tenerse en cuenta muchas cosas. ¿Dispone del espacio necesario para un perro y, más en concreto, para un perro del tamaño de un Dogo Alemán? ¿Dispone del tiempo necesario para adiestrar al perro y para proporcionarle el cariño y la compañía que necesita? ¿Dispone de los recursos económicos necesarios para cuidar y alimentar a un Dogo Alemán?.

El Dogo Alemán, que es fiel, leal y formal, es un compañero y un amigo imponente. El Dogo Alemán es un maravilloso compañero para la familia que quiere a los adultos y a los niños por igual. La raza se adapta fácilmente al hogar y establece vínculos rápidamente con los miembros de su nueva familia. A esta raza le encanta que le presten atención y será muy infeliz si no recibe el cariño y la admiración de su familia. Se trata de un perro al que le encantan, verdaderamente, las personas.
Por alguna razón, la raza parece tener un encanto instantáneo para las personas.

Temperamento/ Comportamiento .      

Es amable, cariñoso y devoto con sus dueños, especialmente con los niños. Es reservado con los extraños. Se requiere que sea un perro seguro de sí mismo, no temeroso, fácil de guiar, un compañero dócil y de familia. Debe poseer una gran resistencia a cualquier provocación y no debe ser agresivo.

El Dogo Alemán como perro de guarda.

Debido a su gran cariño por los miembros de su familia, no aceptan a los extraños fácilmente. Generalmente, llevará algo de tiempo que el Dogo Alemán acepte a las personas que no conoce.
No hay duda de que el Dogo Alemán es una raza que intimida mucho. Aunque puede mostrarse bastante reservado con la gente a la que no conoce, esto no debería tomarse como algo negativo. La raza sólo lleva a cabo lo que siente como su oficio: proteger a su familia a cualquier precio.

El Dogo Alemán tiene un ladrido muy alto y fiero que generalmente desalentará a los extraños o los intrusos que quieran invadir nuestra propiedad o nuestro hogar. Normalmente, el enorme tamaño de esta raza es suficiente para asustar a cualquier persona con el poco juicio como para retarle a él o a los miembros de su familia.
Aunque el Dogo Alemán actúa bien como perro de guarda, su valiente aspecto no debería confundirse con la de un animal agresivo. Esta raza es muy cariñosa y la mayoría de los ejemplares no matarían ni a una mosca. De todas formas, si son provocados, se defenderán a sí mismos y a su familia.


¿Cuánto ejercicio es suficiente?

El Dogo Alemán es un poderoso perro de trabajo que fue criado, en sus orígenes, para la caza mayor hace siglos. Según las necesidades y expectativas actuales, esta raza no necesita hacer tanto ejercicio como podría sugerir su tamaño. El Dogo Alemán no necesita hacer más ejercicio que un perro de tamaño normal. Si dispone del tiempo para sacarle a dar largos paseos diarios o una corta carrera en un campo o un parque, debería resultar suficiente. Mientras su Dogo Alemán pueda estirar sus largas y fuertes patas a diario, satisfará sus necesidades de ejercicio. La combinación entre un buen programa de alimentación y de ejercicio nos asegurará que tendremos un perro sano y atractivo. Recuerde no exagerar nunca el ejercicio en el caso de un cachorro en crecimiento, ya que su agotamiento puede tener efectos duraderos y negativos sobre los ligamentos y huesos en crecimiento de un perro.

Las preocupaciones relativas a la salud del Dogo Alemán.

El Dogo Alemán es una raza canina muy sana. En su conjunto, padecen muy pocos problemas de salud por los que un propietario deba preocuparse.

Los problemas de salud más comunes son:

Torsión gástricaLa torsión o hinchazón gástrica es un problema que afecta a las razas caninas gigantes y de tórax profundo. Puede darse en razas pequeñas, pero las razas de mayor tamaño son más susceptibles de padecerla. Los propietarios de un Dogo Alemán deben estar atentos a este grave problema que implica la liberación de gas en el estómago a partir del alimento ingerido por el perro y que acaba haciendo que el estómago se gire y se dé la vuelta. Lo que hace que este problema sea tan grave es que no puedes saber cuándo se va a producir. Si no llevamos al perro inmediatamente a una consulta veterinaria, lo más normal es que muera.

Objetos extraños y sustancias venenosas.

El cachorro de Dogo Alemán puede ser muy curioso. Su curiosidad puede hacer que a veces se meta en serios problemas. No es infrecuente que cojan piedras u otras sustancias extrañas del suelo. Al hacerlo, podrían tragarse algo extremadamente dañino, por no decir mortal. Es importante mantener cualquier objeto pequeño, líquido venenoso, detergente o líquidos de la limpieza lejos del alcance del cachorro y del perro adulto. Recuerde que el Dogo Alemán tiene un tamaño mayor que el de la mayoría de las razas caninas y que, por tanto, puede llegar a lugares a los que los perros de tamaño normal no podrían alcanzar.

Si sospecha que su Dogo Alemán se ha tragado algún objeto extraño, induzca el vómito de inmediato. El agua oxigenada o el carbonato sódico en la boca del perro hará que éste vomite, y es de esperar que elimine así cualquier objeto o líquido extraño que se haya tragado.

Manchas juveniles.

Se trata de un problema que provoca la aparición de unos puntos negros o marrones inofensivos alrededor de la boca y debajo de la barbilla. Aunque se desconoce la causa de ello, estos puntos desaparecerán con el tiempo.

Problemas cardíacos.

Los Dogos Alemanes pueden ser susceptibles de padecer un grave problema que afecta a la musculatura cardíaca, y que se conoce como cardiomiopatía dilatada, que acaba por provocar un fallo cardíaco. Este defecto del músculo cardíaco es común en razas de gran tamaño como el Dogo Alemán, el Doberman y el Pastor Alemán, además de en algunas razas de spaniels. El corazón afectado por este problema es incapaz de bombear adecuadamente porque está dilatado. En gran medida se desconoce la causa, aunque se sugiere una predisposición genética. Los primeros síntomas, en el caso del Dogo Alemán, incluyen la tos, la debilidad general, la depresión y un menor interés en el alimento y en el ejercicio, además de la posibilidad de un aumento de la frecuencia cardíaca.

Síndrome del tambaleo.

El síndrome del tambaleo es un problema grave provocado por la compresión de la médula espinal que, a su vez, provoca que la osamenta del cuello quede afectada. Los perros que padecen este problema no suelen poder soportar el peso de su parte posterior y tienen un movimiento como el de un borracho. Suele aparecer en perros que tienen entre tres y cinco meses de vida. Aunque se dispone de la cirugía para corregir el problema, la mayoría de los intentos no tienen éxito. Este problema es hereditario, y cualquier perro que lo padezca no debería ser utilizado como reproductor en ningún programa de cría.

Displasia de cadera.

La displasia de cadera es un problema bien conocido que afecta a muchas razas caninas de caza, pastoreo y trabajo. Suele afectar a una o a ambas articulaciones de la cadera y viene como resultado de que la cabeza femoral no encaja bien en el acetábulo de la cadera. Este problema puede ser hereditario o provocado por una rápida ganancia de peso en los perros jóvenes. Aunque disponemos de la cirugía para corregir el problema, la mayoría de las operaciones son muy caras y no siempre tienen éxito. Los perros que den un resultado positivo mediante radiografías no deberían ser utilizados en un programa de cría.

Entro pión/Ectropión.

Aunque no es muy frecuente, el entro pión se da en los Dogos Alemanes. Este problema implica que el párpado está vuelto hacia dentro, lo que da como resultado que las pestañas rasquen la superficie del globo ocular. Puede ser un problema muy doloroso que acabe dando lugar a una úlcera de la córnea. Afortunadamente se dispone de tratamiento que podrá suministrarle el veterinario.

En el ectropión el párpado inferior está vuelto hacia fuera. El resultado final suele ser una grave irritación ocular (enrojecimiento, picor, etc.) y, posiblemente, infección y descargas. Este problema hereditario también puede tratarse mediante ungüentos y antibióticos que le proporcionará el veterinario.

Estándar según la FCI del dogo alemán.

Apariencia general.

El Gran Danés reúne en su aristocrática apariencia general, en una estructura grande y bien dotada, orgullo, fuerza y elegancia. Por su sustancia al igual que su distinción, la armonía de su apariencia, sus líneas bien proporcionadas como así también su cabeza notablemente expresiva impresiona al observador como una noble estatua. Es el Apolo dentro de las razas caninas.

Proporciones importantes.

Su estructura es casi cuadrada, particularmente en los machos. El largo del cuerpo (desde la punta del esternón hasta la punta del isquión) debe ser igual a la altura a la cruz; no más de un 5% en los machos y no más de un 10% en las hembras.

Cabeza.

Región craneal.

  • Cráneo: En perfecta armonía con su apariencia general. Es largo, estrecho, bien marcado, muy expresivo y finamente cincelado (especialmente la zona por debajo de los ojos).

La distancia desde la punta de la nariz al stop y desde el stop hasta la protuberancia occipital levemente definida deberá ser la misma en la medida de lo posible. La línea superior de la caña nasal y la del cráneo deben correr en forma paralela. Vista desde adelante la cabeza debe parecer angosta y la caña nasal debe ser en lo posible ancha mientras que los músculos de las mejillas sólo deben estar levemente definidos, nunca deben sobresalir marcadamente.

  • Depresión naso-frontal (Stop): Bien definida.

Región facial.

  • Trufa: Bien desarrollada, más ancha que redonda con ventanas nasales bien abiertas. Debe ser de color negro, con la excepción del Gran Danés arlequín (manchas negras y blancas). En estos últimos es deseable una nariz negra, pero se tolera también una pigmentación en mariposa (parcialmente pigmentada) o de color carne. En los perros azules, la trufa es de color antracita (negro diluido).
  • Hocico: Profundo y en lo posible rectangular. Bordes de los labios bien definidos. Labios con pigmentación oscura. En los perros de tipo arlequín son tolerados los labios con pigmentación parcial o de color carne.
  • Mandíbulas/ Dientes: Maxilares anchos y bien desarrollados. Mordida en tijera fuerte, sana y completa (42 dientes de acuerdo a la formación dental habitual).
  • Ojos: Medianamente grandes, con una expresión viva amable e inteligente, preferentemente oscuros, forma almendrada, con párpados bien adherentes. En el Gran Danés azul se permite una coloración ligeramente más clara de los ojos. En los arlequines se toleran ojos claros o bien que ambos sean de distinto color (anisocromía).
  • Orejas: De inserción alta, caídas por naturaleza, de tamaño mediano. Los bordes frontales cuelgan junto a las mejillas.

Cuello.

Largo, seco, musculoso. Inserción bien formada afinándose levemente hacia la cabeza con una línea arqueada y porte erguido con una leve inclinación hacia adelante.

Cuerpo.

  • Cruz: Es el punto más alto del robusto cuerpo. Está formada por el punto más alto de las escápulas y se extiende más allá de las protuberancias vertebrales.
  • Espalda: Corta y firme en una línea casi recta con una imperceptible caída hacia atrás.
  • Lomo: Ligeramente arqueado, ancho, con buena musculatura.
  • Grupa: Ancha, con fuerte musculatura, ligeramente caída desde el sacro hasta la inserción de la cola con la cual se fusiona imperceptiblemente.
  • Pecho: Alcanza hasta la articulación de los codos. Las costillas bien arqueadas se extienden bien hacia atrás. El tórax es de buena amplitud con antepecho bien definido.
  • Línea inferior: Vientre retraído bien hacia la parte posterior, formando una línea curva moderada con la porción inferior del tórax.

Cola.

Alcanza hasta la articulación tibio-tarsiana. Inserción alta y ancha, adelgazándose uniformemente hasta la punta.
En reposo cuelga hacia abajo formando una curva natural. Cuando el perro está excitado o en movimiento la lleva ligeramente en forma de sable, pero sin sobrepasar mucho la línea dorsal. No es deseable la presencia de pelo grueso por debajo de la cola.

Extremidades.

Miembros anteriores.

  • Hombros: Poseen una fuerte musculatura. La escápula larga e inclinada forma un ángulo de aproximadamente 100º a 110º con el brazo.

Brazo: Fuerte y musculoso, pegado al cuerpo, debería ser un poco más largo que la escápula.

  • Codos: Sin desviaciones, ni hacia adentro ni hacia afuera.
  • Antebrazo: Fuerte, musculoso. Visto de frente o de costado totalmente recto.
  • Articulación del radiocarpiano: Fuerte, estable, se distingue muy poco de la estructura del antebrazo.
  • Metacarpo: Visto de frente, fuerte y recto. De perfil, muestra una inclinación muy leve hacia adelante.
  • Pies anteriores: Redondos, bien arqueados con dedos bien juntos (pie de gato). Uñas cortas, fuertes, lo más oscuras posibles.

Miembros posteriores.

El esqueleto completo está cubierto por músculos fuertes que hacen que la grupa, caderas y muslos tengan una apariencia ancha y redonda. Las extremidades posteriores están bien anguladas y fuertes, vistas desde atrás son paralelas a las extremidades anteriores.

  • Muslos: Largos, anchos y muy musculosos.
  • Rodillas: Fuertes, colocadas en forma casi vertical por debajo de la articulación de la cadera.
  • Piernas: Largas, aproximadamente del mismo largo que los muslos. Con musculatura desarrollada.
  • Articulación tibio-tarsiana (Corvejón): Fuerte, estable, sin desviaciones, ni hacia afuera ni hacia adentro.
  • Metatarso: Corto, fuerte, casi perpendicular al piso.
  • Pies posteriores: Redondos, bien arqueados con dedos bien juntos (pie de gato). Uñas cortas, fuertes, lo más oscuras posibles.

Movimiento.

Armonioso, ágil, cubriendo mucho terreno, levemente elástico. Las extremidades observadas tanto de frente como por detrás deben moverse en forma paralela.

Piel.

Pegada, bien pigmentada en los perros con colores sólidos. En los perros de tipo arlequín la distribución del pigmento generalmente corresponde con las manchas.

Pelaje:

Pelo:Muy corto, tupido, liso, aplanado y de apariencia brillante.

Color.

El Gran Danés se cría en tres variedades independientes: leonado y atigrado, arlequín y negro, azul.

  • Leonado: Leonado dorado pálido hasta leonado dorado intenso. Es deseable una máscara negra. No son deseables pequeñas manchas blancas en el pecho o en los dedos.
  • Atigrado: Color básico leonado dorado pálido hasta leonado dorado intenso con rayas negras regulares y claramente dibujadas que corren en dirección de las costillas. Es deseable una máscara negra. No son deseables pequeñas marcas blancas en el pecho y en los dedos.
  • Arlequín (Parches blancos y negros, los asi llamados “Tigerdoggen”): Color básico blanco puro, en lo posible sin ningún moteado. Parches color negro azabache, irregulares, rotos, bien distribuidos en todo el cuerpo. No son deseables los parches grises o parduscos.
  • Negros: Azabache, se permiten marcas blancas. Se incluye aquí también el “Manteltiger” en el que el color negro cubre el cuerpo en forma de manto, pero el hocico, el cuello, el pecho, el vientre, las piernas y la punta de la cola pueden ser blancas, como así también los ejemplares con un color de base blanco y manchas grandes negras.
  • Azul: Color azul acero oscuro, permitiéndose marcas blancas en el pecho y los pies.

Tamaño.

Altura a la Cruz.

  • Machos: Por lo menos 80 cm.
  • Hembras: Por lo menos 72 cm.

Faltas:

Cualquier desviación de los criterios antes mencionados se considera como falta y la gravedad de ésta se considera al grado de la desviación del estándar.

  •  Apariencia General:Características sexuales no definidas, falta de armonía. Demasiado liviano o demasiado tosco.
  • Carácter: Falta de seguridad en sí mismo, nervioso, fácilmente provocable.
  •  Espalda: Espalda hundida, arqueada o demasiado larga. Línea dorsal ascendente hacia atrás.
  •  Grupa: Fuertemente caída o completamente horizontal.
  •  Línea inferior: Línea de vientre no suficientemente elevada. Mamas que no se han retraído lo suficiente.

Miembros anteriores: Angulación insuficiente. Huesos livianos, músculos débiles. Postura no vertical.  

  •  Hombros: Sueltos, sobrecargados. Colocación demasiado vertical de las escápulas.

Miembros posteriores: Angulaciones muy abiertas o muy cerradas. Articulaciones tibio-tarsianas de vaca. Postura demasiado estrecha o extremidades arqueadas.

  • Movimiento: Abarca muy poco terreno, acción restringida. Paso de ambladura frecuente o constante. Falta de coordinación entre la acción delantera y trasera.
  • Pelo: Doble pelaje Stockhaar, pelaje mate.

Color:

Leonado: Leonado grisáceo, leonado azulado, isabella (Crema), o leonado sucio.Atigrado : Color base azul plateado o isabella. Manchas atigradas descoloridas.

Arlequín: Color básico azul grisáceo moteado. Parches grandes en gran parte de color leonado-grisáceo o azul-grisáceo.

Negro: Color leonado-negro, pardo-negro o azul-negro.

Azul: Color azul amarillento o azul-negro.

Faltas graves.

  • Carácter: Timidez.
  • Mandíbulas/ Dientes: Mordida en pinza.
  • Ojos: Entropión, ectropión.
  • Cola: Doblada.

Faltas eliminatorias.

  • Carácter: Agresividad o morder por temor.
  • Trufa: Color hígado o nariz partida.
  • Mandíbulas/ Dientes: Prognatismo, Enognatismo, mordida cruzada.

Color:

Gran Danés de color leonado o atigrado con marca blanca en la frente (lista), anillo en forma de collar alrededor del cuello, pies blancos o “calcetas” y la punta de la cola blanca.

Gran Danés azul con marca blanca en la frente, anillo en forma de collar blanco en el cuello, pies blancos o “calcetas” y punta de la cola blanca.

Gran Danés arlequín de color blanco sin negro (albino), así como perros sordos. Los llamados tigres de China (Porzellantiger) muestran predominantemente parches de color azul grisáceo, leonado o atigrado; los llamados “tigres grises” (Grautiger) tienen un color básico gris con parches negros.

Talla: Por debajo de la altura mínima.

Nota: Los machos deben tener dos testículos de apariencia normal completamente descendidos en el escroto.

Esperamos haberos ayudado!!!! Es un perro ideal!






Deja un Comentario

Tu email no será publicado

Las cookies recogen información web para ofrecerte una mejor experiencia online. En Mis Mascotas utilizamos cookies, si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información en nuestra política de cookies OK Más información